🥇 Tutopmagazine.com - Moda, Belleza, Hombre, Mujer y Horoscopos en Español, free horoscopes Adriana Azzi Mhoni Vidente

Tips para retrasar el envejecimiento de la piel después de los 30 años

A partir de los 30 años, tu piel empieza a notar ciertos cambios a nivel fisiológico. Aunque de momento sean casi imperceptibles, tras un tiempo determinarán el aspecto de tu piel, por lo que es importante que empieces a cuidarte cuanto antes y así, cuando seas anciana, lucirás una tez radiante, joven y bonita.

Cómo prevenir el envejecimiento de la piel después de los 30 años.

Muchos expertos consideran que desde los 20, hay que hidratar la piel y aportarle antioxidantes; en cambio, a partir de los 30, seguir un ritual antiarrugas. A continuación, te compartimos una serie de consejos para retrasar el envejecimiento de la piel luego de la tercera década.

Tips para mantener la piel joven luego de los 30 años

1. La doble limpieza: la piel tiene dos tipos de suciedades: una de base oleosa y otra de base acuosa. Por ello, debes usar dos limpiadores, uno con base de aceite para limpiar la primera y uno con tratamiento y apropiado para la piel en la segunda fase.

2. La exfoliación: si no eliminas las células muertas de la piel, además de lucir envejecida y apagada, estarás construyendo una barrera por la que no penetran los principios activos que estés aplicando. Por eso, es clave realizar una buena limpieza profesional y mantener una buena rutina en casa.

3. Apoderarse del colágeno: a partir de los 25, el colágeno que sintetizamos es de peor calidad y, además, se ponen en marcha las colagenasas, enzimas que se encargan de degradar el colágeno. Por eso, debes empezar a introducir en tu rutina de cuidado facial principios activos que estimulen la síntesis de colágeno y elastina y, de este modo, retrasar todo lo posible la aparición de arrugas y la pérdida de firmeza. No pueden faltar la vitamina C y el Retinol (vitamina A) ya que, además de ser activos imprescindibles en la síntesis de colágeno, actúan en sinergia (juntos se potencian) y cada uno de ellos, por separado, tiene acciones muy interesantes. Por un lado, la vitamina C es antioxidante, aporta mucha luz y unifica y aclara el tono, mientras que el Retinol ayuda a la renovación celular y a regular el exceso de grasa, en caso de que sea necesario.

4. Protege tu piel a diario: el fotoenvejecimiento dependerá de cuáles fueron nuestros hábitos hasta entonces. Si no nos protegimos adecuadamente del sol, empezarán a aparecer líneas de expresión en estático, flacidez, pigmentaciones y los primeros signos de adelgazamiento dérmico. Por ello en esta franja de edad la fotoprotección es súper importante. Además es momento de tener una correcta hidratación que ya deberíamos haber iniciado anteriormente , con pautas de mayor nutrición y la aplicación de agentes antioxidantes que combatan el fotodaño solar.

5. Aplicación de crema antiarrugas: para evitar el envejecimiento de la piel, es importante prevenir cuanto antes. Un buen cuidado desde la adolescencia, con limpiezas en profundidad, hidratación y protección solar, será clave para evitar los signos de envejecimiento. Sin embargo, a partir de los 30 es recomendable empezar a usar tratamientos específicos.

6. Fórmulas oleosas y mantecas: a partir de los 30 años, se aprecia una disminución del espesor de las capas más externas de la epidermis. Esto se traduce en una barrera más comprometida que, si no recibe los cuidados adecuados, puede desembocar en condiciones inflamatorias como rosácea e incluso acné. También empieza a aparecer la hiperpigmentación, ya que el número de células que contienen melanina disminuye y las células que quedan aumentan de tamaño por eso son más evidentes. Es momento de dejar atrás productos ligeros, oil-free o texturas gel y hay que aportar lípidos clave en forma de aceite y mantecas para la piel que te ayudarán a reparar la barrera epidérmica que empieza a sufrir cambios.

7. Pide ayuda a profesionales: el principal consejo es ir a un profesional que te ayude a ver realmente la necesidad que se tiene. Siempre hay que personalizar y nunca generalizar. Hacer limpiezas de cutis e hidrataciones profundas de dos a cuatro veces al año es otra de las grandes recomendaciones.

8. Date un mimo: además de todos estos pasos que debes incluir en tu rutina beauty, es importante que tengas en cuenta que hay otros factores como fumar, la falta de sueño y el estrés, que pueden convertirse en tus peores enemigos. Todos ellos evitan la regeneración celular y deterioran la función protectora de la superficie de la piel, provocando deshidratación y sequedad, bolsas y ojeras en el contorno de ojos.

9. Una buena alimentación: comer productos como el salmón, las espinacas, el yogur natural, los frutos secos, la cúrcuma, el aceite de oliva o la chia ayudarán a mantenernos más jóvenes, aportándonos sustancias que el cuerpo y piel tienen de manera natural y pierden con el paso de los años (como la degeneración macular asociada a la edad (DMAE), el ácido alfalipoico, la vitamina C, el Omega 3 o el colágeno). Además, debemos beber de 8 a 10 vasos de agua diarios para mantener una hidratación adecuada del organismo.



source https://mui.today/belleza/Tips-para-retrasar-el-envejecimiento-de-la-piel-despues-de-los-30-anos-20210211-0001.html

0 Comentarios

Publicar un comentario

Post a Comment (0)

Artículo Anterior Artículo Siguiente